Las puertas correderas vistas o suspendidas representan una solución económica y práctica tanto para ambientes domésticos como de trabajo. Pero sobre todo, al no necesitar obra, son una opción fácil de instalar y que no requiere ayuda profesional, como es el caso de las puertas correderas encastrables.

En este artículo vamos a analizar brevemente las ventajas y desventajas de las puertas correderas vistas, recopilar las herramientas y materiales que necesitas para su instalación y, finalmente, veremos cómo montar una puerta corredera suspendida (haz clic aquí para ir directamente al tutorial).

¿Por qué instalar una puerta corredera suspendida?

Cómo decíamos, las ventajas de instalar una puerta corredera vista o suspendida son muchas:

  • No necesitan obra, solo hay que montar unas guías externas
  • Son económicas, por el punto anterior y porque puedes montar una puerta corredera vista tu mismo, sin necesidad de recurrir a un profesional
  • Permiten un ahorro de espacio importante en comparación con las clásicas puerta abatibles, lo que la hacen una opción imprescindible en ambientes pequeños
  • Dan continuidad entre ambientes o, dicho de otra manera, unen espacios (sobre todo si son compuestas por dos puertas)
  • Se pueden convertir en un elemento de diseño de nuestro hogar, si elegimos el material apropiado (solo hay que echar un vistazo en Pinterest a las «puertas correderas tipo granero» para comprobarlo)

Pero este tipo de puerta también tiene sus inconvenientes, ya que sino prescindiríamos por completo de las puertas abatibles y optaríamos únicamente por este otro tipo. En concreto, las contras de las puertas correderas vistas son principalmente dos: acústica y espacio en la pared.

Por un lado, las puertas correderas suspendidas no insonorizan el ambiente como las puertas de toda la vida, precisamente por el hecho de ser puertas correderas colgada y que, por lo tanto, no tienen un contacto completo con el suelo y la pared. Además, estas puertas necesitan que, al lado de la apertura en la pared, quede un espacio libre que sea por lo menos tan grande como el hueco de la puerta, ya que esta necesita deslizar en horizontal para poder abrirse: esto es particularmente inconveniente si la puerta corredera vista está compuesta por dos piezas, ya que necesitaremos ambos lados libres (en este caso quizás no convendría decantarnos por una puerta corredera encastrable o interior).

Herramientas, materiales y kit para instalar una puerta corredera suspendida

Antes de instalar tu puerta corredera vista o suspendida, asegúrate de tener todos las herramientas y materiales necesarios para su montaje. El tipo exacto o las medidas de los materiales y de las herramientas dependerá de muchos factores, cómo peso de la puerta, el material de la pared o el tipo de tornillo que vayamos a usar, pero esencialmente lo que nos hará falta, sí o sí, es:

Materiales Herramientas
Puerta Taladro (de batería o con cable)
Guía para puerta corredera vista Broca
Kit de puerta corredera vista Destornillador
Opcional: embellecedor Martillo
 Tacos y tornillos Nivel
Cinta métrica

Guías para puertas correderas vista

El tipo de guía que vas a necesitar para tu puerta corredera suspendida dependerá del uso y, sobre todo, del peso de la misma. Existen diferentes tipos de guías o perfiles, hay algunos que también son a vista y no necesitan un embellecedor externo, mientras otros se distinguen en guía superior y perfil inferior, para el suelo. En Rationalstock los tenemos catalogados por peso de la puerta, curvatura y entre superior y inferior, así como puedes ver abajo.

Kit de puerta corredera vista

A parte del perfil superior o de la guía, necesitarás un kit para la puerta corredera vista. Si la instalación que estás buscando es para uso doméstico, probablemente el kit para puertas correderas suspendidas de hasta 75kg será suficiente.

Cómo instalar una puerta corredera vista o suspendida

Vamos a ver cómo instalar una puerta corredera vista o «colgada» paso a paso. Es importante que tengas en cuenta que en función del peso de la puerta, del tipo la guía o riel y del kit de instalación que hayas elegido, el montaje puede variar. De hecho, no es lo mismo instalar una puerta de 20 kg con los rollers fijados directamente a la puerta que montar una puerta corredera vista industrial de 500 kg que necesita de un perfil superior e inferior. Aún así, los pasos fundamentales a seguir serán los mismos.

1. Toma las medidas

Primero, nos tenemos que asegurar tener como mínimo el doble de espacio al lado de la puerta para que esta tenga espacio suficiente para «correr». También debemos controlar las dimensiones de la puerta, ya que esta debe tener al menos 5 centímetros más en horizontal y 2 cm más en vertical que el hueco mismo.

2. Montaje de los soportes o rollers

El segundo paso a hacer es abrir el kit de puerta corredera vista para ver las instrucciones específicas del modelo que hemos elegido, ya que las medidas exactas (sobre todo la altura) varían en base al tipo de kit que hemos elegido. También puede que tengamos que fijar directamente los rolles a la puerta o que la sujeción de esta será por medio de unos soportes que iremos a enganchar posteriormente a los rollers (que colocaremos directamente en la guía).

3. Altura perfil o guía

Una vez montados los enganches o rollers y, sobre todo, después de haber leído las instrucciones de montaje específicas del modelo, podemos proceder a instalar la guía o perfil. Aunque nuestra puerta corredera renga un perfil inferior, es importante asegurarse que esta no toque el suelo y tenga por lo menos 1 o 2 centímetros de distancia desde el mismo.

Cuando hayamos determinado la altura de la guía de la puerta corredera vista, la apoyaremos en la pared, controlaremos que está perfectamente paralela al suelo con la ayuda de un nivel y marcaremos con un lápiz donde tendremos que taladrar para colocar tacos y tornillos.

4. Perforación de la pared y fijación de los tornillos

Es el momento de perforar con el taladro usando una broca de las mismas medidas del taco (si no sabes que taco elegir, aquí tenemos un artículo para ayudarte Guía: como elegir el tipo de taco a utilizar). Una vez hecho el agujero en la pared, puedes fijar el perfil de la puerta corredera vista: el método de fijación dependerá del tipo de perfil, si es directamente a la pared o con una abrazadera.

5. Instalación de la puerta corredera vista (y, si aplica, la guía de suelo)

Es la hora de colgar la puerta en su guía. Este es el momento en que sabremos si hemos hecho un buen trabajo calculando las medidas… aunque muchos kits de puerta corredera tienen rollers regulables en altura, lo cual nos permitirá ajustar la distancia del suelo de varios milímetros. Si el modelo de puerta corredera vista que estás instalando tiene una guía de suelo, una vez colocada la puerta puedes proceder con este paso.

6. Fijación topes y frenos

Después de haber colocado la puerta, pasamos a fijar los topes y los frenos. La colocación y disponibilidad de estos accesorios variarán también en función del modelo de puerta corredera vista que hemos elegido, ya que no todas disponen de frenos (aunque sí deberían tener todos un tope).

7. Opcional: colocación embellecedor

Una vez comprobado el funcionamiento de la puerta y colocados todos los elementos, si tienes un embellecedor, puedes proceder a colocarlo para cubrir la guía de la puerta corredera vista.

Conclusión

Como hemos visto, colocar una puerta corredera vista, colgada, suspendida o como se le quiera llamar es un operación bastante sencilla que no requiere herramientas y materiales fuera de lo que solemos tener en nuestra caja de herramientas en casa. Al fin del cuento, tener ganas de hacer y se trata de elegir el tipo de guía y de rollers que apropiado para nuestra casa o taller.

Por eso, si no has encontrado el tipo de guía y kit de instalación de puerta corredera vista que necesitas y/o tienes preguntas sobre algún producto, estamos a  disposición para ayudarte y resolver tus dudas. Nos puedes llamar, enviar un WhatsApp o escribir email a los contactos de abajo:

Teléfono Llámanos 607 847 748
Whatsapp WhatsApp 607 884 110
E-mail Escríbenos un e-mail info@rationalstock.com

Leave a Reply